RAÚL

Raúl, mi colega Raúl, el luchador Raúl, el equilibrado Raúl… Mi Raúl.
No me salen palabras para decirte adiós, amigo mío. Estoy llena de
alegría por haberme equivocado pensando en tu futuro. Yo te veía

envejecer conmigo, ayudándome a mantener el equilibrio de tu grupo,
poniendo tu impronta de ecuanimidad y buen jucio….
Pero no, tu historia ha conmovido a una estupénda gente de un país
lejano en el que te esperan para resarcirte del mal trato que la vida
te dió hasta que viniste a nosotros. Te van a mimar, te van a cuidar,
van a disfrutar de tu carácter y de tus grandes virtudes.
A mí me quedan los recuerdos, los sustos del principio, cuando tu
salud nos puso al borde de la desesperación y la necesidad de la
eutanasia nos rondaba. Y los paseos cortitos y lentos, cuando te
recuperaste. Parecíamos dos almas en pena, carretera arriba y abajo,
te acuerdas? Pero ibamos felices, al mismo ritmo, disfrutando de haber
ganado una batalla más.
Sé que no me olvidarás nunca y sé que no necesitaré pensar en tí para
que estés conmigo.
Sé feliz, te lo mereces.
/ En nuestro corazón

Compartir la entrada

Comentarios (1)

  1. Céline :

    Buenos días
    Me llamo Céline, soy una voluntaria para la asociación Terre des Lévriers. Vera, la familia de acogida de Raul nos escribió para la ayuda para el podenco Raul. Encontramos a una familia de la adopción. Espera la respuesta.
    Pueda ponérseme en contacto: Cbabaisse@hotmail.fr
    Gracias
    Céline

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *