PANCHO

Pancho llegó de la mano de un compañero. Es un peludo que siempre ha estado en una protectora, en casas de acogida. Tiene un problema neurológico que se mantiene controlado con la medicación perfectamente. Su dolencia le hace un poco «lento» de respuestas pero es obediente, limpio y mimoso, si no se le toca por encima de la cabeza. Se lleva bien con sus compañeros y su único «defecto» es que hay que darle su medicación dos veces al día. Se la toma con quesitos o salchichas frankfurt sin problemas. Esta siempre cerca del ser humano y, sin prisas, sale a pasear estupendamente. Le gusta la tranquilidad, si esta en un lugar con mucho movimiento o ruido, se pone algo nervioso y se sienta cara a la pared. Son pequeñas molestias que ni se notan al disfrutar de su compañía. Se merece conocer el calor, la seguridad y el cariño de una familia.

/ Adopciones, Machos, Perros

Compartir la entrada

Comentarios

No hay comentarios.

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *