NARCO II

  A este pobre también lo trajo la crisis hasta nosotros. Sus dueños no podían seguir haciéndose cargo de él y el pobre vivía en una situación de estrés y ansiedad contínua, siempre encerrado en un piso del que salía una o dos veces a la semana; con la única excepción de las veces que podía asomarse a las rejas de un balcón de treinta centímetros. Narco II, que tiene a penas año y medio (07/2018) no le faltaba amor y atenciones.. cuando sus dueños volvían a casa después de todo un día de trabajo. Eso se nota en lo cariñoso, mimoso y dependiente del ser humano que es este peque. Una vez se desfoga cuando sale, es el mejor paseante que se pueda desear, no se separa, suelto o atado, de la rodilla de su referente humano, no tira, es extremadamente obediente, es juguetón, alegre… Nos esta diciendo constantemente que necesita un hogar y unos humanos que sepan darle el cariño y la atención que necesita y él les dará todo el amor, la lealtad, la compañía y la amistad que puedan desear.

/ Adopciones, Machos, Perros

Compartir la entrada

Comentarios

No hay comentarios.

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *