GOS


Gos

Gos, amor mio, por fin has encontrado tu lugar. Estás en una casa y con una familia maravillosa que va a saber cuidarte como te mereces, que ya conoce tu caracter y tu nobleza y que tiene muchas, muchas ganas de hacerte feliz y ser feliz contigo. Enhorabuena, cariño. Te echo mucho de menos pero me consuela pensar que ellos van a poder darte toda la atención y el mimo que yo no tenía tiempo. Te queré mucho, mucho y siempre, siempre.

/ En nuestro corazón

Compartir la entrada

Comentarios

No hay comentarios.

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *